Saltar al contenido

Dieta de la grasa

dieta-de-la-grasa

La dieta de la grasa, conocida también por los nombres de dieta cetogénica o dieta keto, es un plan de alimentación muy popular que ayuda en la pérdida de peso rápida, suprimiendo de la alimentación los hidratos de carbono, manteniendo y aumentando el consumo de grasas.

Se fundamenta en que este cambio en la alimentación produce una mudanza en las vías metabólicas para la obtención de energía. El cuerpo se somete a un estado de “cetosis” en el que por la ausencia de hidratos de carbono, se procede a la degradación de grasas para la obtención de energía.

¿Cómo hacer la dieta cetogénica o de la grasa?

Para comenzar con el régimen de alimentación cetogénica, debes preparar un menú adecuado que se ajuste a las recomendaciones de la dieta para lograr los efectos en tu cuerpo. Las combinaciones de los alimentos permitidos deben cumplir con estrictas proporciones, esto es: 5-10% de hidratos de carbono, 60% de grasas, y 30-35% de proteínas.

Algunas consideraciones para seguir la dieta de la grasa son:

  • Alimentos como el pan, las papas, el arroz, pasta y las frutas están prohibidos.
  • Los vegetales que se admiten, son aquellos que tienen pocos hidratos de carbono, como por ejemplo las espinacas y otras verduras de hoja verde, así también el aguacate, el repollo, el tomate y la cebolla.
  • Los pescados contienen nutrientes valiosos, especialmente grasas poli insaturadas que ayudan al control del colesterol. Se recomienda comer atún, sardina, trucha, caballa, pez espada, trucha, por ejemplo.
  • De las carnes y los embutidos, es aconsejable comer pollo, pavo, carnes rojas, alrededor de 100-200g en dos comidas.
  • Los productos lácteos, como mantequilla, queso, leche, o yogurt (sin azúcar) también son aceptados.
  • Como postre puedes consumir frutos secos y semillas, por ejemplo, nueces, almendras, semillas de chía.

Para tus aderezos, cuentas con aceite de oliva, de coco, de aguacate, pimienta, sal, y especias.

dieta-de-la-grasa

A continuación, te ofreceremos 3 alternativas diferentes para cada momento del día

Momento Alimento
Desayuno 2 huevos revueltos
Tortilla de queso mozarela y champiñones
3 rollitos de queso con una pizca de orégano y cebollín
Almuerzo Pastel de carne, con harina integral
Sopa de col con presas de pollo cocidas (100g)
Ensalada de tomate, aguacate, tocino y queso de cabra
Cena Salmón ahumado con ensalada verde
Carne molida con verduras hervidas
Panquecas de bayas y crema batida
Merienda Café solo
Frutos secos

Beneficios y desventajas:

La dieta de la grasa es un buen régimen de alimentación para alcanzar varios objetivos, no solo relacionados con la pérdida de peso, también para el control de enfermedades metabólicas como por ejemplo la diabetes.

Una de las ventajas de esta dieta es que no necesita llevar un contaje estricto de calorías, ya que de hecho, es una dieta baja en carbohidratos que posibilita el perder el doble de peso que con otras dietas convencionales, al tiempo que permite comer proteínas y grasas para mantener un peso saludable, por tanto, sus efectos se pueden observar más rápidamente.

dieta-de-la-grasa

Para las enfermedades metabólicas, como por ejemplo, en los casos de intolerancia a la glucosa o de diabetes, la dieta de la grasa o dieta cetogénica resulta beneficiosa ya que ayuda a controlar los niveles de glicemia, reduce el peso corporal, y aumenta la sensibilidad a la insulina. Es ideal para pacientes con diabetes mellitus tipo 2, que con frecuencia cursan con obesidad y resistencia a la insulina.

Así mismo, se ha descrito que para pacientes con cáncer, la dieta de la grasa disminuye la cantidad de azúcar disponible que es secuestrada por las células tumorales, lo cual podría tener un efecto positivo en el tratamiento, sin embargo, no existen investigaciones concluyentes.

Para otras enfermedades como la enfermedad de Alzheimer, el acné, las epilepsias infantiles (algunos tipos), se han observado buenos efectos al adoptarse una dieta cetogénica.

No obstante, este menú presenta algunas desventajas. Algunos efectos colaterales de la dieta de la grasa son por ejemplo, la presencia de síntomas como debilidad, náuseas, fatiga, que progresivamente irán desapareciendo. Para disminuir el impacto de estos síntomas es recomendable hacer una transición gradual desde la dieta habitual para la dieta cetogénica.

Otro inconvenientes es el potencial efecto rebote cuando la dieta culmina o es abandonada. Debemos recordar que la correcta nutrición requiere de un plan nutricional que se fundamente en modificaciones a largo y mediano plazo, para mejor adaptación de los cambios, así como también, valerse de ejercicio físico regular y de un estilo de vida saludable.